Internacionalista

Joven internacionalista chileno, militante del Frente Patriótico Manuel Rodríguez, se integró al FMLN en 1986, falleció en nuestra ofensiva final en las calles de San Salvador en Noviembre 13 de 1989.   

Nunca fue un joven como cualquier otro. Disciplina, fuerza, coraje y convicción marcaron su vida desde temprana edad, incluso desde que cursaba su enseñanza media en el Liceo Valentín Letelier de Santiago. 

Cuando estaba en tercero medio se le hizo la invitación que cambiaría su vida política y quizás su destino. 

Aún no cumplía 18 años, pero ya tenía importantes responsabilidades dentro de las Juvenudes Comunistas como encargado Militar en la zona norte de Santiago y dirigiendo uno de los Comités de Autodefensa de Masas también en la capital, y con la convicción de que se necesitaban cambios profundos, aceptó la invitación para salir de Chile y recibir una preparación militar en Cuba.

Así , a los 17 años, Cateto como fue posteriormente conocido el compañero Cristian Bascuñan, fue elegido para recibir una preparación intensa , rigurosa y de estricta reserva que marcaría a fuego lo que se venía más adelante.

Cristian vivía junto a sus padres Wilma Donoso y Julio Bascuñan en Conchalí. Ambos se habían conocido en el Club Gente Joven de las Juventudes Comunistas a mediados de los 70 y su intensa vida política fue traspasada tanto a Cristian como a su hermano Marcelo demostrando desde su primer día en las Juventudes un compromiso férreo, herencia de sus progenitores, los mismos que tantas veces pusieron en riesgo su vida por ayudar a compañeros y compañeras en las difíciles tareas de la clandestinidad.

Era 1986 cuando Cristian invito a sus padres a la mesa, sin titubear les informó que había sido escogido para estudiar fuera del país. Días después de esa conversación, llegaron hasta la puerta de la casa de la población El Bosque dos militantes del partido que los padres no conocían y con esa certeza, explicaron su versión de los hechos. Cristian había sido escogido para estudiar fuera del país.

Los padres de Cateto, concientes de la realidad que se vivía en nuestro país con muertos, desaparecidos y considerando además el rol político que ambos cumplían y que de cierto modo ponía en riesgo inminente a toda la familia, accedieron.

Fue un 3 de agosto de 1986 cuando los padres acompañaron a Cristian hasta el terminal ferroviario de la Estación Mapocho para que emprendiera el largo camino que significaría la formación militar y comenzaría la historia de Cristian Bascuñan como internacionalista, esa que no terminó en su muerte el día 13 Noviembre donde después de intensos combates junto a su unidad contra el batallones Atlacalt un certero disparo de franco tirador le causa la muerte instantánea en la Fábrica Tinetti al costado de la avenida Juan Berti en Ciudad Delgado de San Salvador.

Sus restos fueron repatriados junto a otros internacionalistas y descansan en el Mausoleo de los Internacionalistas Del Amor y la Esperanza en el Cementerio General de Santiago.

Honor y Gloria para Cristian y todos nuestros Héroes internacionalistas del Amor y la Esperanza !!!

Compartir