Uno se pregunta cuál es el secreto de la derecha, y la respuesta es sencilla, los derechistas no actúan con propósitos claros, al menos no de manera que los votantes se lo planteen, en realidad la derecha maneja muy bien la psicología de las masas, mejor que la izquierda, en realidad es la izquierda misma la que le provee del material para ir armando un reacción efectiva que se encuentra siempre en las elecciones.   

¿ Como es posible que haya tanto champero ? Por ejemplo, uno puede responder esto pensando en Medardo y su discurso ese en que propone hacer nacionalización de empresas. El problema de la izquierda es que no madura, necesitan hacer una revisión consciente de la realidad, por ejemplo, Rusia es un estado capitalista, Cuba es un desastre real.

Es tiempo de hablar con sinceridad, mis paisanos en los Estados Unidos, El Imperialismo, nosotros sabemos muy bien lo que es justicia y libertad, acá la policía es la policía, no los puedes sobornar, y si tienen pruebas de que has cometido una infracción, un delito, nadie te salva, y no importa quien seas. Claro, hay circunstancias en que el dinero te puede ayudar, pero revisa la historia y te vas a encontrar con sorpresas, la justicia es ciega.

Uno se piensa izquierdista con respecto de la justicia para las mayorías, y en los Estados Unidos habemos muchos izquierdistas que no solo lo sentimos, lo expresamos y no hay problema, y sin embargo no logramos la aprobación de las mayorías porque simplemente las mayorías viven en sus mundos elaborados con su propia fantasía, su propio ego.

El problema de las izquierdas es ese, les das la oportunidad y se ponen tontos, proponen cambios de sistema que a estas alturas ya no funcionan, no lo digo por capricho, lo digo por las mismas estadísticas. No hay cubanos listos para volver a Cuba si primero no hay un cambio de sistema y no hay venezolanos entusiasmados con volver a Venezuela mientras que no se mejoren las condiciones y ni digamos los salvadoreños, no hay muchos pensando en volver a la patria y los que lo han intentado, hay andan de regreso experimentado desilusión que por la renta de las maras y que porqué de todas maneras no es igual a la seguridad que se siente viviendo en los Estados Unidos.

Si me entienden ¿verdad?
Bueno, los únicos que no me entienden son los actuales funcionarios frentistas con sueldos de dos mil dólares arriba y que piensan que un discurso como este les amenaza profundamente en la oportunidad de conservar su hueso. Es decir, los contrarrevolucionarios, los renegados, los faltos de educación política somos siempre los que vemos las cosas sin pasión, sin fanatismo, sin pretender ajustar la realidad al dogma.

Siento mucha pena, los ideólogos, los agitadores profesionales, ellos no pueden salir de sus dogmas, y eso es justo lo que hace la derecha fuerte, porque eso da miedo a estas alturas, nacionalizar, tomar como modelos a Cuba o incluso Venezuela, eso es sencillamente irracional, es decir, uno no quiere volver atrás el progreso, y me duele reconocerlo pero no hay comparación entre la calidad de vida en los Estados Unidos y la calidad de vida en Cuba, y claro, no es el mejor sistema pero aca, bueno aca se vive compitiendo y por eso de ir compitiendo unos viven mejor que otros, eso es verdad, pero pues hay que tomar a cuenta que la humanidad es diversa, unos tienen capacidad que otros no tienen y en correspondencia unos tendrán las recompensas que otros no logran. 

¿A quién favoreció el conflicto entre Honduras y El Salvador? 

Si pues, yo he combatido en las guerrillas una vez, hace ya treinta y tantos años, y me siento orgulloso por eso, como digo siempre, yo soy de los que en un momento en su vida se tocó los cojones cuando había que tocarse y no me arrepiento, hice mi parte, pero igual que muchos de mis compañeros, lo que hicimos fue porque en ese momento era lo justo y sin embargo no nos hundimos en el fanatismo. Claramente la historia de lucha de los salvadoreños siempre fue en torno a una necesidad, la democracia, la oportunidad de presentar las ideas, exponerlas a la crítica, decidir mediante votaciones. En el Salvador se reprimía horriblemente la oposición, esa fue la causa de la guerra civil asi que el objetivo de esa guerra fue el de acabar con esa represión, que no se matara mas por las ideas y ahí está, es lo que tienen ahora, pero no se aprovecha eficientemente, no al menos por la izquierda que es muy propensa al infantilismo ideológico tan pronto tienen la oportunidad, para ellos el poder consiste según parece en tener la libertad para mantenerse en marchas, movilizaciones, protesta, en realidad no les importa las soluciones y de todas maneras sus soluciones siempre son obras de caridad, darle un poco de migajas.

La izquierda debe madurar, sigue habiendo necesidad de una izquierda fuerte, pero deben comenzar por figurar un sistema en que se eligen sus líderes de acuerdo con sus méritos, pero mas importante, de acuerdo con su experiencia y su nivel de conciencia con respecto de los problemas en el area que se supone representa. Una izquierda gritona, que pretende tomar modelo de Cuba o Venezuela, es una izquierda que no sirve de nada.

Ademas, y esto siempre lo digo, hay que figurar la manera en que el país ya no sea dependiente de ese enorme ingreso en concepto de remesas que en realidad es por el momento vital y que de solo se ha de substituir con un programa económico que supere el actual ingreso, o mejor, un programa social que pueda superar la necesidad de la gente de emigrar para superarse. 

ANEP es denunciada ante el TSE por hacer campaña ILEGAL 

La derecha en realidad no se organiza, simplemente reacciona y la culpa la tiene la misma izquierda que maneja un discurso radical mientras que sus mismos líderes se distancian en la práctica de esas cosas que predican. Ah! pero es que mostrarse fanáticos de las ideas les produce algo. les da por lo menos la oportunidad del buen vivir para ellos y sus allegados... eso explica mucho.

Miércoles, 6 de diciembre de 2017.

Compartir